Escuchá en vivo

LO PRINCIPAL

De lunes a viernes de 6 a 9 hs. Con Gustavo Pascualetti.

Renunció López, lo hizo mediante nota enviada a Weretilneck y Pesatti

El legislador Rubén López presentó la renuncia al cargo este martes por la tarde, en un nota enviada al Gobernador de Río Negro Alberto Weretilneck, y también al Presidente de la Legislatura de Río Negro Pedro Pesatti.

Compartir en Whatsapp

El legislador y gremialista López, junto a el ex futbolista boquense Luis Abramovich están acusados de abuso sexual con acceso carnal.

El abuso se habría cometido contra una chica de 19 años, que trabajó en un evento de la peña de Boca realizado en la La Ponderosa en noviembre del año pasado y luego de eso se fue a un boliche junto a otras chicas.

En el local bailable se encontró con López y Abramovich, con quines se fueron del lugar, pero las jóvenes no se acuerdan.

La victima sostuvo que varias horas después se despertó en una cama con López y Abramovich, desnudos y abusando de ella; mientras otro hombre de barba candado estaba con su prima en idéntica situación.

Luego de eso el político y el ex futbolista fueron denunciados.

Carta de Renuncia

Sr. Gobernador de Río Negro
Alberto Weretilneck

Sr. Presidente de la Legislatura de Río Negro
Pedro Pesatti

Siempre asumí mis responsabilidades en el ámbito sindical y político con lealtad y compromiso. Lealtad para los compañeros con quienes compartimos estos proyectos; compromiso con los ideales que llevamos adelante y con la gente que se identificó con nuestras propuestas. Y sigo convencido de que esos valores siguen siendo irrenunciables, a pesar de los costos que estoy pagando por no haber claudicado en la defensa de los mismos.

Desde hace tiempo me di cuenta que defender apasionadamente los derechos de los trabajadores y de los sectores más desprotegidos de la sociedad me colocaban en una situación de vulnerabilidad. Porque los sectores que se sienten afectados por nuestra lucha iban a reaccionar y a intentar apartarnos de nuestra lucha. Y porque cuando no lo pueden lograr mediante la lucha de ideas, democráticamente, utilizan las herramientas del ataque personal, las mentiras, las campañas de desprestigio que se van haciendo cada vez más agresivas.

Parece que estar al frente del Sindicato de Obreros Empacadores de la Fruta de Empacadores de Fruta de Río Negro y Neuquén, que haber encabezado personalmente las luchas para defender y ampliar los derechos de los trabajadores, irritó profundamente a distintos sectores de poder. Y por eso se encarnizaron en mi figura.

Los dirigentes sindicales sabemos que la lucha sindical tiene sus límites y que en determinado momento hay que apoyar una propuesta política que permita instalar nuestros proyectos en la agenda estatal y beneficiar a toda la sociedad, no sólo a los afiliados a tal o cual organización. Con esa visión, desde los inicios de la actual etapa democrática he participado en distintas instancias políticas, defendiendo siempre los mismos ideales. Y hace unos pocos años decidí dar otro paso: trabajar junto a un grupo de compañeros de distintas extracciones partidarias en la formación de una nueva fuerza provincial. Que fuera sumando lo mejor de las experiencias de la política argentina pero a la que le sumáramos el federalismo como principio rector. Y ese fue otro “pecado” no me han perdonado.

Participé de la creación de Juntos Somos Río Negro y el pueblo rionegrino me ha honrado con la representación de la Legislatura provincial. Desde ese lugar busqué ser fiel a los ideales del mandato que me dieron los rionegrinos.

Los organizadores de estas campañas de desprestigio, los que gustan golpear desde la oscuridad escondiéndose en el anonimato, intensificaron sus campañas de desprestigio. Y no conformes con intentar destruirme desde lo sindical, desde lo político, desde lo personal, ahora atacan también a todo aquello por lo que he trabajado incansablemente.

No estoy dispuesto a permitirlo. Voy a recurrir a mi derecho constitucional de defenderme y vindicarme. Hace algunos meses pedí una licencia sin goce de haberes en la Legislatura. Hoy siento que necesito más tiempo. Y tener la tranquilidad de que puede ser una solución para que no sigan castigando a una fuerza política.

Señor Presidente de la Legislatura, Señor Gobernador: les agradezco la confianza que depositaron en mí durante todo este tiempo pero creo que es hora de tomar decisiones de fondo. Aunque duelan. Tras meditarlo profundamente, he decidido presentar formalmente mi renuncia indeclinable a la diputación provincial que he ejercido con orgullo y con la convicción de estar participando de una propuesta consustanciada con el ideal de los rionegrinos.

Espero que mi alejamiento permita un respiro en esta campaña de acoso y difamación que sufre el gobierno. También me permitirá tener la cabeza más despejada en la elaboración de mi defensa en las instancias que corresponden, a sabiendas de que estoy quitando del medio un elemento de confusión y de agresión por parte de esas fuerzas que no quieren o no creen que los trabajadores podemos sentarnos en la mesa de las decisiones.

Mi compromiso seguirá siendo total; más allá de los cargos que pueda ocupar o de lo que nos depare el futuro. Pero debemos separar los tantos, y hacernos responsables de lo que nos toca. En mi caso, como decía, vindicarme.

Gracias por el acompañamiento. Gracias por estos proyectos compartidos. Renunciar a los cargos no significa renunciar a la lucha ni a los ideales que seguiré defendiendo con la misma pasión.

Sin otro particular, los saludo muy cordialmente.

Rubén López





Lo Principal

Lo Principal