Escuchá en vivo

LO PRINCIPAL

De lunes a viernes de 6 a 9 hs. Con Gustavo Pascualetti.

“No puede entenderse nunca que un menor pueda consentir vender su cuerpo”

Lo dijo el Fiscal de Cámara Fabricio Brogna en el desarrolló del juicio abreviado por corrupción de menores donde están imputados y detenidos Nazario Contín, Jorge Morón, René Omar Ledesma, Andrea León y Bonifacio Cabezas

Compartir en Whatsapp

Contín, Morón y Ledesma aceptaron haber cometido los delitos de promoción de la corrupción de menores y de la prostitución y con ello, la consecuente pena de 7 años de prisión efectiva, solicitada por el Fiscal de Cámara Fabricio Brogna.

Por otro lado Andrea León, quien también reconoció haber sido responsable de la facilitación de la prostitución, delito por el cual se requirió que permanezca cumpliendo condena de prisión efectiva durante seis años.

El quinto imputado en esta misma causa, Bonifacio Cabeza no aceptó el juicio abreviado y será juzgado en un debate oral y público con un Tribunal diferente y con espaciales recaudos para evitar volver a victimizar a quienes ya fueron altamente perjudicadas con el accionar de estos adultos.

Brogna expresó que el juicio abreviado fue solicitado expresamente por las víctimas, quienes no querían “volver a declarar y que vuelvan a ventilarse los hechos que ya tuvieron trascendencia pública”. Esta postura fue sostenida por la Defensora de menores Patricia Arias, quien representó a una de ellas, menor de 13 años al momento de cometido los hechos.

“Estamos cumpliendo un expreso pedido de mi defendida de evitar una mayor publicidad y de darle mayor trascendencia a este caso”, dijo la Defensora. Cabe recordar en este sentido que el juicio abreviado suprime además una extensa cadena recursiva, posibilitando que la sentencia pueda obtener firmeza el 7 de junio próximo cuando el Tribunal la dicte.

El representante del Ministerio Público Fiscal explicó en tanto que, en representación de los intereses de la sociedad, la condena con cárcel para los autores de estos hechos “sienta un precedente de que estas prácticas son un delito”. “No cabe más la defensa argumentando que son acciones que tienen su origen en prácticas arraigadas, o el argumento del consentimiento o de la actividad de las víctimas, en relación a su ejercicio de la prostitución”, agregó.

“Esto es explotación sexual infantil, aquí no hay clientes: un mayor de edad que le paga a un menor para tener sexo con él está cometiendo un delito. No puede entenderse nunca que un menor pueda consentir vender su cuerpo. Estamos ante actos delictivos, descriptos en el Código Penal y por lo tanto, penados con cárcel”, expresó.

Agregó Brogna que la Fiscalía ha tomado como agravante la situación de vulnerabilidad en la que estaban inmersas las niñas, para el computo de esta pena. “Es un componente innegable del caso”.

A su turno las defensas de los imputados, ejercida por Marta Ghianni, Graciela Carriqueo y Ovidio Castello aceptaron el juicio abreviado y dejaron paso a los imputados que ante el Tribunal reconocieron ser los autores de los delitos imputados por los cuales aceptaban tanto la calificación legal como la pena.

La sentencia a cargo del Tribunal compuesto por los jueces Marcelo Chironi, Rolando Gaitán y Luján Ignazi será leída el 7 de junio a las 12.30 horas.





Lo Principal

Lo Principal