Escuchá en vivo

LO PRINCIPAL

De lunes a viernes de 6 a 9 hs. Con Gustavo Pascualetti.

La carne rionegrina ingresa al mercado de Japón

El Gobierno de Rio Negro resaltó el status sanitario de libre de aftosa en la provincia y el desarrollo de una política ganadera con objetivos claros, fue determinante para acceder al mercado más exigente del mundo en materia de productos cárnicos.

Compartir en Whatsapp

De esta manera, de la mano del frigorífico FRIDEVI de Viedma y gracias a las condiciones de desarrollo de la ganadería con el acompañamiento del Estado para la mejora genética en los rodeos que permita contar con animales de mayor calidad, la expansión agropecuaria para la alimentación de los animales, la incorporación de engordes a corral, pero por sobre todas las cosas la irrestricta defensa de la barrera sanitaria en el río Colorado, se ha alcanzado hoy un logro de una gran significancia.

Un componente fundamental para la llegada de la carne patagónica a estos nuevos destinos son las gestiones realizadas por el Gobierno Nacional y Cancillería en Medio Oriente que permitieron la apertura de los nuevos mercados, en este caso Japón. El propio presidente Mauricio Macri encabezó las mismas, con grandes resultados.

El primer embarque de 200 kilos de cortes de carne bovina de primera calidad se concretó hoy desde el Aeropuerto de Ezeiza, y fue acompañado por el ministro de Agroindustria de la Nación, Luis Miguel Etchevehere y el gobernador Alberto Weretilneck. De esta manera, la empresa rionegrina asentada en Viedma se convirtió en el primer frigorífico del país en exportar carne vacuna al país asiático.

“Que Argentina haya podido acceder a ese gran mercado nos abre una puerta enorme con una rentabilidad muy importante. Los primeros kilos de carne argentina que van a entrar a Japón son rionegrinos, gracias a su status sanitario y todo lo que ello representa”, añadió.

El Mandatario remarcó que “este logro es consecuencia del trabajo de mucha gente, de la empresa, del esfuerzo de todos los productores ganaderos de la provincia y del Estado que siempre acompaña el desarrollo de esta actividad”.

Esta realidad es posible gracias al constante apoyo del Gobierno de Río Negro que apostó a fortalecer la política ganadera y alcanzó los consensos necesarios para llegar a este objetivo.

Con la meta de afianzar la esforzada tarea de los productores rionegrinos, el Gobierno Provincial defendió desde un principio la decisión de reconocer al territorio patagónico como zona libre de aftosa sin vacunación, medida tomada por la Nación en 2013 y reconocida un año después por la Organización Mundial de la Salud Animal.

Río Negro, que cuenta con más de la mitad de la faena de toda la Patagonia, se convierte en una provincia líder en esta materia, marcando un antes y un después en historia ganadera argentina.

En los últimos cinco años, gracias a las políticas del Gobierno de Río Negro, se logró duplicar el stock pasando de 400.000 a casi 800.000 cabezas de ganado, lo que demuestra además que fue un acierto la defensa de la barrera sanitaria en Río Colorado/La Adela, La Japonesa, Casa de Piedra y Catriel, como uno de los pilares del Plan Ganadero Provincial.

Asimismo, se logró mejorar la terminación de animales pasando de alrededor de los 100.000 cabezas de faena por año a unas 150.000 en 2017, con más de un 20% de aumento en la cantidad de kilos.

Esto se suma a las mejoras en la calidad genética, en la cadena de comercialización y la mayor previsibilidad de la industria.





Lo Principal

Lo Principal