ATE denuncia que SENASA no renovó contratos durante todo el 2016, genera incertidumbre y disfraza despidos

Se trata de 226 trabajadores de la Regional Patagonia Norte que desarrollan una tarea esencial para la producción regional

Compartir en Whatsapp

La Asociación Trabajadores del Estado (ATE) denuncia que las autoridades del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (SENASA) dilatan la renovación de los contratos y generan mucha incertidumbre en los trabajadores, tras la revisión anunciada para el primer trimestre del año pasado.

En la Regional Patagonia Norte se trata de 226 trabajadores que se encuentran desarrollando tareas bajo la modalidad de contratos a término, entre profesional, administrativos, técnicos y de servicios. Su contratación se encuentra regulada mediante el artículo 9 de la Ley 25164 Marco de Regulación del Empleo Público Nacional.

“Hace un año que, por decreto, los contratos iban a tener una revisión. Claramente una cacería de brujas para ‘clasificar’ a los trabajadores por su desempeño y así decidir quién se quedaba y quién se iba. Llegado a marzo se tendrían que haber firmado los respectivos nuevos contratos”, explicó Matías Miquelez, Delegado de ATE en el SENASA y cuestionó: “Pero hoy, cuando ya transitamos el 2017, todavía no se firman los contratos de 2016”.

Cabe recordar que los vínculos laborales de estos trabajadores quedaron “en revisión” junto a otras decenas de miles de contratos, tras la decisión de auditar todas las contrataciones de personal efectuadas desde el año 2013. El anuncio fue realizado en diciembre de 2015 por el Ministro de Modernización de la Nación, Andrés Ibarra. Sin haber concluido con aquella etapa, por estos días, desde el Nivel Central vuelven a enviar comunicaciones a cada sector para que se informe sobre el desempeño de los trabajadores.

“Estamos sumidos en una gran incertidumbre y nos sentimos totalmente menoscabados. Nosotros cumplimos con nuestro trabajo. Pero el Gobierno actual no puede, ni siquiera hacer contratos en tiempo y forma”, agregó Miguelez y concluyó: “Esta metodología persigue el único fin de infundir el miedo entre los trabajadores y disfrazar los despidos, justificándolos con mentiras”.

Por otro lado, vale destacar que más del 90 por ciento de los trabajadores que tiene el organismo en la Regional son contratos a término, lo que muestra el grado de flexibilización laboral que se mantiene en el mismo. Por otro lado, de acuerdo a la Ley Marco el régimen de contrataciones de personal por tiempo determinado debería comprender exclusivamente la prestación de servicios de carácter transitorio o estacional, mientras que acá se contrata de manera temporaria a trabajadores que desarrollan tareas permanentes.





Lo Principal

Lo Principal