Un ex policia y actual integrante de la fuerza fueron detenidos con más de cinco kilos de cocaína

El viernes por la noche, las fuerzas de seguridad detuvieron a miembros de una “organización importante, que traficaba drogas de Buenos Aires hacia la provincia de Río Negro”.

Compartir en Whatsapp

Foto: gentileza de infopico.com

En una investigación dirigida por el fiscalía Federal de Viedma Marcos Scandell, la comisión del Departamento de Toxicomanía de la Policía de Río Negro, a cargo del comisario Carlos Bruno, y ocho efectivos de esa dependencia, con la colaboración de uniformados de las distintas divisiones del Área de Coordinación Operativa de Lucha Contra el Narcotráfico, interceptaron un automóvil Ford Fiesta, cuyo conductor tiene domicilio en General Roca, informó, www.infopico.com

Esta persona fue capturada cuando se disponía a trasladar una bolsa de consorcio que fue dejada por una pareja entre los kilómetros 319 y 320 de la Ruta Nacional 35, a unos 6 kilómetros de Santa Rosa. Dentro del envoltorio se hallaron cinco panes con clorhidrato de cocaína, que arrojaron un peso total de 5,259 kilogramos.

Por otro lado, en la Terminal de Ómnibus de la capital de la Pampa se detuvo a una mujer, de 38 años de edad, y a un hombre, ambos con domicilio en Capital Federal. En su poder tenían varios teléfonos celulares y $ 216.000 en efectivo, que fueron secuestrados como pruebas.

Fotogentileza de infopico.com

Asimismo, se inspeccionó el vehículo utilizado para la “narco posta” en el cual se secuestró un frasco que contenía 26 gramos de cogollos y hojas verdes de cannabis, anotaciones y un celular.

La Justicia dispuso la detención del conductor del Fiesta y de una camioneta Ford Ranger, color gris plata, en la que se conducían un hombre, con una mujer y un niño. Todos se hallan identificados por resultar partes importantes en esta organización que operaba en Zona del Valle de Río Negro y Neuquén y Zona Cordillerana y en la ciudad de Viedma.

Foto gentileza de infopico.com

Los involucrados serían Carlos Mieres un ex policía de Rio Negro que vive en Roca y un efectivo de la comisaria de San Javier identificado como Hernán Toloy.

Toloy estuvo detenido por un caso similar en Viedma, también por el juzgado Federal y por falta de pruebas quedó en libertad.