Se inauguró en Bariloche la Comisaría de la Familia con la presencia de Weretilneck

El gobernador de Río Negro, Alberto Weretilneck, presidió en San Carlos de Bariloche, la inauguración de la Comisaría de la Familia. En la oportunidad, entregó aportes que benefician a instituciones de la ciudad. Estuvieron presentes los ministros de Seguridad y Justicia, Gastón Pérez Estevan; Educación y Derechos Humanos, Mónica Silva; Obras y Servicios Públicos, Carlos

Compartir en Whatsapp

El gobernador de Río Negro, Alberto Weretilneck, presidió en San Carlos de Bariloche, la inauguración de la Comisaría de la Familia. En la oportunidad, entregó aportes que benefician a instituciones de la ciudad.

El Gobernador Alberto Weretilneck inauguro la comisaria de la familia en Bariloche y entrego aportes2

Estuvieron presentes los ministros de Seguridad y Justicia, Gastón Pérez Estevan; Educación y Derechos Humanos, Mónica Silva; Obras y Servicios Públicos, Carlos Valeri; la vocal del Superior Tribunal de Justicia de Río Negro y titular de la oficina de Género del Poder Judicial, Adriana Zaratiegui; el Jefe de la Policía, Mario Altuna y el intendente de la ciudad, Gustavo Gennuso.

También participaron el presidente del Colegio de Magistrados y Funcionarios de Río Negro, Héctor Leguizamón Pondal; los legisladores Arabela Carreras, Mariana Domínguez, Leando Lescano y Alfredo Martin; entre otros funcionarios provinciales y municipales.

En ese marco, Weretilneck se dirigió a los presentes y expresó que “lo que pasó en San Carlos de Bariloche con las tres vecinas asesinadas, hace que este acto no sea un acto institucional más, sino uno con una carga emocional muy importante, porque deberíamos haber podido evitar que esas muertes sucedieran”.

Más adelante, recordó que “en los últimos siete años comienza a haber en la sociedad un problema que es la violencia en la familia. Entonces la Policía tiene que capacitar su estructura para abordar esa situación y en la Policía los cambios en la estructura deben ser muy bien planteados y estar muy bien organizados”.

En ese sentido, agregó que “la Policía comenzó a llevar adelante primero las comisarías de la Mujer y luego las de la Familia. El personal femenino comenzó a adoptar acciones y roles que hasta el momento ejercían solamente los hombres. La primera Comisaría de la Familia se crea en Viedma, luego en General Roca, posteriormente Catriel y Los Menucos”.

Luego, el Gobernador expresó que “aspiramos a que cualquier persona que esté en conocimiento de una situación de violencia, tenga herramientas para hacerlo saber y se trabaje sobre ello de manera exclusiva y específicamente”.

“De todos modos no será una tarea solo de la Policía sino también del Poder Judicial, de los organismos proteccionales municipales y provinciales y de toda la comunidad”, mencionó sobre las responsabilidades de cada estamento.

Luego, informó que “en Bariloche tuvimos en 2014 un total de 1766 denuncias de violencia, en 2015 tuvimos 1545 y en lo que va del 2016 tenemos 420 denuncias. Nuestra autocrítica es que en la mayoría de los casos no sabemos qué paso con estas denuncias”. Y agregó “es urgente revisar que el sistema de abordaje, como está diseñado, no resuelve la circunstancias. Si no mejoramos el vínculo entre los Jueces de Familia, las Defensorías, la Policía y los organismos proteccionales; si no tenemos una base de datos dinámica, que todos los días se pueda analizar qué está sucediendo con cada una de las personas que denunciaron un hecho de violencia de género, lo más probable es que no terminemos de solucionar estos problemas tan dolorosos”.

En otro orden, el Gobernador reseñó las acciones a seguir en la ciudad lacustre, en conjunto con la Municipalidad. En ese sentido, indicó que “en primer lugar reiteramos que la Provincia cuenta con botones de antipánico a disposición de la Justicia como mecanismo de prevención. Otro punto que trabajaremos en conjunto es seguir implementando la línea 102 como llamado de auxilio, algo que la Municipalidad ha jerarquizado y la Provincia entregará algún aporte con el fin de colaborar”.

“También desde el Ministerio de Desarrollo Social y el Consejo de la Mujer, pondremos en marcha guardias pasivas de 24 horas para que en el momento que una persona acuda a hacer una exposición en la Comisaría de la Familia, automáticamente se activen los mecanismos para se siga adelante con todos los abordajes necesarios. Además, la Municipalidad tiene en marcha la Casa Refugio Municipal para estadías cortas y a su vez se abrirá la Casa Refugio Provincial, para estadías más prolongadas”, expresó Weretilneck.

Por último, el Mandatario reflexionó que “las tareas de prevención deben ser permanentes y cotidianas. Hoy ponemos en marcha la Comisaría de la Familia, pero eso no alcanza, tenemos que hacer mucho más”.

“Si todos nos convencemos que hoy estamos mal, pero que podemos mejorar muchísimo, créanme que podríamos haber evitado todas las vidas perdidas de mujeres rionegrinas y no nos va a volver a suceder. A sus familias, como Estado, les debemos una explicación, y quiero que todos asumamos el compromiso de hacer mejor lo que tenemos que hacer”, concluyó.

Aportes

Seguidamente el Gobierno Provincial hizo entrega de aportes a instituciones de la ciudad. La Asociación Civil Bariloche Bureau recibió un aporte de $200.000 destinado a solventar el calendario deportivo de diversos eventos. El Sindicato de Luz y Fuerza recibió un aporte de $137.500 para la construcción de un salón de usos múltiples para jubilados y pensionados de la institución. Luego, la Academia de Taekwondo Zeus recibió $5.000 destinados a cubrir gastos que demandará el traslado de los deportistas al certamen de esa disciplina que se realizará en Perú.

También se entregaron banderas de ceremonia de Argentina y Río Negro a vecinos del barrio Arrayanes, al Ejército de Salvación y Agrupación Zaina.

Comisaría de la Familia

La Comisaría de la Familia se abocará a trabajar en la prevención, asistencia y protección primaria de las víctimas de violencia en el ámbito de las relaciones familiares de modo exclusivo y en sus diversas modalidades.

Entre sus funciones se encuentran planificar y coordinar modalidades de trabajo con otras oficinas tutelares de la mujer, niño y familia.

Así como también, recepcionar denuncias en el marco de la Ley 3.040, asistir a la víctima de violencia por parte del equipo interdisciplinario para evaluación, diagnosticar y definir estrategias de abordaje en las primeras horas de atención y propiciar y participar en campañas y capacitaciones para la prevención y educación comunitaria.

La sede, ubicada en el Centro Administrativo Provincial (Onelli 1450), estará a cargo del subcomisario Marisol García y contará con 19 empleados.