“Pedimos que respeten los tiempos y vemos que hay un interés de hacer desaparecer la Mutual Vivir”

Fue lo que dijo en Lo Principal el Tesorero de la Mutual Vivir, Rudecindo Contreras, ante la nueva concesionaria que se hará cargo del servicio del estacionamiento medido y pago, la Fundación Ayuda al Niño y Adolescente Rionegrino con Cáncer (ANYARC).

Compartir en Whatsapp

Luego de que la Mutual haya presentado las impugnaciones al proceso de evaluación, las cuales no tuvieron el acompañamiento del Fiscal Municipal, Contreras sostuvo que seguirán por la vía administrativa hasta ser agotadas.

“Tenemos a intención de seguir con todos los recursos para que no se llegue a esta caprichosa decisión, de otorgar el servicio a una empresa que no ha venido cumpliendo con nosotros en ningún momento”, explicó Contreras.

Más adelante, el Tesorero de la Mutual Vivir manifestó: “Le pedimos al señor intendente que respeten los tiempos, y vemos que hay un interés de hacer desaparecer la Mutual Vivir”.

“Están jugando con una institución que tiene 23 años en Viedma. Con esto está en juego la subsistencia de la propia Mutual Vivir”, remarcó.

Respecto a la situación de los 48 trabajadores de la Mutual, Contreras criticó la postura que ha tenido el Municipio de Viedma. “No se han comunicado para nada, ni siquiera para avisar sobre alguna posibilidad de lo que pueda ocurrir con los empleados”, sentenció.