Empleados legislativos denuncian irregularidades en asamblea de APEL

Empleados de la Legislatura rionegrina y de los Organismos de Control afiliados a APEL, denuncian que tanto la conducción del gremio como la Delegación de la Secretaría de Trabajo de la Nación, incumplieron con el marco normativo vigente.

Compartir en Whatsapp

Además de esto, los empleados denuncian que incumplieron con el Estatuto gremial en la asamblea, realizada este jueves en la sede de APEL, ubicada en Guatemala 229.

Esta asamblea, convocada por la Dirección Directiva, tenía como fin aprobar la modificación al Estatuto gremial, sin haber expuesto a los agremiados la explicación correspondiente a los cambios ni contenidos de la misma.

Según los empleados, un grupo de agremiados pidieron una moción de orden para que se pase a un cuarto intermedio y se postergue la aprobación de una reforma desconocida por la gran parte de los empleados, para lograr un proyecto consensuado. Este pedido no tuvo el aval de la mayoría y las modificaciones fueron aprobadas igual.

La violación, según lo denunciado, se realizó sobre el artículo 28 inciso A, que establece que “las modificaciones proyectadas del Estatuto deben hacerse públicas 30 días antes de la asamblea”.

Esta norma, que “buscar fomentar la información y la participación de los afiliados para poder tratar y conocer las reformas estipuladas”, fue vulnerada por las autoridades de APEL, que no mostraron en ninguna oportunidad la voluntad de dar a conocer a todos los agremiados los cambios impulsados.

Los empleados afirman que “la violación estatutaria que hace la Comisión Directiva no es inocente, sino que tiene el claro objeto de no garantizar el acceso a la información, vulnerando nuestros legítimos derechos sindicales, garantizados por la ley y las constituciones nacional y provincial”.

Detallaron además que representantes de Apel concurrieron a la Legislatura el 13 de diciembre en el horario vespertino, donde explicaron sin detalles y a un reducido grupo las modificaciones impulsadas. Sin embargo, no realizaron la misma reunión en el turno matutino (que es cuando más afiliados se encuentran trabajando) ni en el Tribunal de Cuentas, y a la Defensoría del Pueblo se acercó recién el lunes 18, dos días antes de la asamblea”.

Asimismo, cuestionaron que las autoridades de Apel concurrieron junto con las veedoras de la Delegación de Trabajo de la Nación pasadas las 19 y comenzó a las 19.30, cuando debía haber comenzado a las 18 o como mucho una hora después, de no haber en el lugar la mitad más uno de los agremiados.