El Presupuesto General de Gastos y Cálculo de Recursos para el Ejercicio Fiscal 2016 fue aprobado por la Legislatura

La Legislatura de Río Negro sancionó la ley d, calculado en 26.610.289.892 pesos, con un incremento del 39,81 por ciento con respecto al aprobado el año pasado. El Presupuesto proyectado busca garantizar la prestación eficiente y de calidad de los servicios básicos e indelegables del Estado como Educación, Salud, Seguridad y Justicia. Se proyecta continuar

Compartir en Whatsapp

La Legislatura de Río Negro sancionó la ley d, calculado en 26.610.289.892 pesos, con un incremento del 39,81 por ciento con respecto al aprobado el año pasado.

23911593585_593bae0dc5_z

El Presupuesto proyectado busca garantizar la prestación eficiente y de calidad de los servicios básicos e indelegables del Estado como Educación, Salud, Seguridad y Justicia. Se proyecta continuar con la ejecución de las obras de infraestructura necesarias y mantener los indicadores en materia de actividad económica, siempre con el horizonte en la búsqueda de una mejor calidad de vida para todos los rionegrinos, desde las grandes ciudades hasta los más pequeños parajes de nuestra provincia.

La ley fue aprobada en forma unánime en general, con oposición de algunos bloques en su votación de algunos artículos en particular. Durante el debate, los distintos bloques opositores coincidieron en las críticas sobre la subejecución de algunas partidas presupuestarias previstas para el ejercicio 2015.

El miembro informante del oficialismo, Rodolfo Cufré (JSRN), explicó los alcances de un presupuesto “adecuado y razonable, que va en concordancia con la idea de administración de una provincia ordenada, previsible, creíble y sustentable, que pueda cumplir con las metas y objetivos propuestos a la sociedad rionegrina, para garantizar la eficiente prestación de los servicios básicos e indelegables del Estado”.

Sintetizó que el presupuesto para el 2016 presenta cuatro pilares fundamentales: la incorporación de personal únicamente en las áreas más sensibles a la población, un importante crecimiento en la participación de recursos propios sobre el total del presupuesto (impuestos provinciales y regalías), la participación destacada de los servicios sociales en el total del presupuesto, y una muy importante participación de los gastos de capital sobtre el total del gasto.

Luego de realizar un breve detalle del presupuesto ejecutado durante el 2015, Cufré describió que el presupuesto evidencia una clara orientación del gasto público provincial fuertemente dirigida hacia la prestación de los servicios sociales, principalmente los servicios de educación, salud, promoción y asistencia social, vivienda, agua potable y otros, que en conjunto recibirán más del 54 por ciento de las asignaciones presupuestarias anuales, con más de 14.600 millones de pesos.

Detalló que de esos 14.600 millones , 8.752 millones de pesos -más del 59 por ciento dentro de la finalidad servicios sociales y además el 32,9 del total presupuestario global- son destinados al funcionamiento y fortalecimiento del servicio educativo, “lo que representa un nivel significativo de inversión en pos de mantener la calidad de la prestación del servicio”.

Indicó que otro 24,2 por ciento dentro de la finalidad servicios sociales, se destinarán en gastos en materia de salud, con una proyección anual para el ejercicio 2016 del orden de los 3.350 millones, lo que representa un incremento del 32,9 por ciento respecto del inicial del de este año.

Por otra parte, remarcó que los gastos destinados al servicio de seguridad “seguirán revistiendo singular relevancia en la estructura presupuestaria provincial, con más de 2.441 millones previstos, lo que significa un crecimiento interanual del 32, 9 por ciento”.

El legislador expresó que el presupuesto del 2016 reafirma la decisión de sostener unimportante plan de obras públicas e inversiones de capital, con más de 3.400 millones de pesos que se destinarán a este fin, lo que representa un crecimiento del 32,7 por ciento con respecto a las asignaciones presupuestarias del 2015.

“Este muy importante crecimiento ha sido posible gracias al desembolso de recursos producto de la renegociación de los contratos petroleros, dicha masa de recursos ha posibilitado una invesión histórica en materia de equipamiento para el Estado provincial y la realización de obras muy demandadas, que continuarán durante el ejercicio 2016”, destacó.

Además, indicó que más del 12 por ciento del gasto total provincial será destinado a gastos de capital y que se prevé la realización de contrucciones por un total de 2.484 millones, mientras que las transferencias hacia los municipios será del orden de los 428.527 millones.

Con relación al endeudamiento, aseguró que es de público conocimiento que la provincia viene desde hace muchos años presentando indicadores sensiblemente negativos y que en la actualidad, como fruto de una decisión política tomada por el gobernador de la Provincia, el nivel del stock de deuda dejó de representar más del 100 por ciento de sus ingresos corrientes. “Ha cambiado el perfil del endeudamiento, no se está tomando deuda para el pago de salarios o funcionamiento de gastos corrientes, sino que está tomando deuda ‘buena’, que es la que se genera para todo tipo de obra pública, para bienes de uso, contrucciones, gastos de capital, entre otras”, señaló.

Según el miembro informante de JSRN, se proyecta continuar con la ejecución de las obras de infraestructura necesarias y mantener los buenos indicadores en materia de actividad económica, siempre con el horizonte en la búsqueda de una mejor calidad de vida para todos los rionegrinos.

“Se trata de que, a pesar de una coyuntura incierta a nivel nacional, que tiene que ver no solamente con un cambio de gobierno, sino sobre todo con un cambio de modelo económico y financiero, la provincia de Río Negro intente elaborar una estrategia de crecimiento responsable, mirando hacia adentro y pensando en las necesidades, reclamos y pretensiones de la sociedad rionegrina, sin dejarnos paralizar por la incertidumbre. Avanzar a paso cauteloso pero firme, con resguardo, pero también con ambición y audacia”, concluyó.

Con críticas, el legislador Javier Iud expresó el acompañamiento en general del bloque FpV. “Vemos otra realidad, parece que estamos en una provincia soñada, según el oficialismo”, manifestó. Con una fuerte crítica hacia la falta de información requerida a distintas dependencias del Estado y hacia la subejecución de partidas presupuestarias, el parlamentario habló de un presupuesto “dibuado”. Describió diferencias entre lo presupuestado y lo ejecutado en el presupuesto vigente, y marcó: “Vamos a votar un presupuesto que ya sabemos desde el vamos que no va a ser tal”. También criticó el “gran nivel de pragmatismo y el uso discrecional de las partidas subejecutadas para la entrega de subsidios: “El presupuesto era para ganar las elecciones”, concluyó.

En el mismo sentido, Jorge Vallazza (FpV) habló de una “preocupante subejecución” del presupuesto vigente, y advirtió que el del 2016 es “una expresión de deseos”. Pidió “que haya coherencia entre el decir y el hacer”. Realizó críticas a la subejecución de partidas previstas para distintos programas dirigidos a la juventud, niñez y adolescencia, violencia de género. Remarcó que de esta forma se perjudica a los sectores más vulnerables”. Además, criticó el trabajo en negro en el Estado bajo el eufemismo del becado; pidió hacer el esfuerzo común para generar una ley para combatirlo.

Por la AFPIR, Jorge Ocampos manisfestó el acompañamiento en general, aunque advirtió sobre un presupuesto “desactualizado y condicionado” por la relación que guarda con el presupuesto nacional “con datos desactualizados”, como los índices de inflación y el valor del dólar. Criticó lo presupuestado para gastos de personal y también marcó diferencia entre lo presupuestado y lo ejecutado en el presupuesto 2015 e hizo hincapié en lo subejecutasdo en programas sociales.

La legisladora Soraya Yahuar (UCR) cuestionó el alto porcentaje que tiene el Presupuesto en su partida para salarios. Afirmó que a octubre de este año se ha gastado casi el 60 por ciento del Presupuesto en personal y el proyecto en tratamiento muestra un 53 por ciento, “que a fin de año entendemos que el porcentaje se va a acercar al 60 por ciento”. En este sentido, alentó al gobernador a que cuide la calidad del gasto y mejore las proporciones, y aclaró que “no decimos ajuste sino control del gasto”.

El legislador Raúl Martínez (FPV) planteó la necesidad de “sincerar” el Presupuesto en relación a la obra pública y la vivienda. Afirmó que es “bajísima la cantidad de viviendas que se construyen en la Provincia” y cuestionó la falta de utilización de fondos federales para la vivienda, como el FONAVI.

El presidente de la bancada justicialista, Alejandro Marinao, adelantó que su bloque votará favorablemente en forma general, pero no en particular, y expresó que “el Presupuesto 2016 no tiene todavía una mirada estratégica sino normativista”. En cuanto a los artículos que rechazan, resaltó que “estamos en contra de todo lo que sea delegar facultades al Poder Ejecutivo”, y resaltó que la Legislatura no puede delegar su función de control y fiscalización.

El legislador Marcelo Mango (FpV) se opuso a la idea de plantear un presupuesto provincial que esté por fuera del contexto nacional y señaló que resulta necesario trabajar en cómo se va a ejecutar. “Es legítimo contar en el presupuesto con la imputación salarial en relación al poder adquisitivo que deben seguir teniendo los empleados públicos de la Provincia de Río Negro”, agregó.

Por su parte, Mario Sabbatella (FpV), solicitó que se incorpore en los cálculos del presupuesto, la grave situación que atraviesan los productores del IDEVI, así como del Ente de General Conesa. Brindó detalles sobre el deterioro del sistema de riego, del acueducto ganadero turístico, de los canales, y de las condiciones de los caminos adyacentes que generan múltiples inconvenientes.

En otro sentido, la legisladora Marta Milesi (JSRN) resaltó los programas del gobierno que pudieron ser ejecutados a partir del presupuesto anterior y a los que se les dará continuidad, como son los programas de violencia de género, violencia familiar, el de los adultos mayores, el que asiste a personas celíacas y los programas de salud que se encuentran equipando a los hospitales de alta complejidad que posibilitaron la disminución del índice de mortalidad infantil.

Alejandro Palmieri (JSRN) solicitó a todo el Cuerpo legislativo el acompañamiento del proyecto de un presupuesto “previsible, responsable y por sobre todo legal”. Realizó un repaso de las obras desarrolladas y las programadas para el año entrante, como los hospitales de Allen y Catriel y destacó el pago de los salarios en tiempo y forma, así como del “inédito” pago del sueldo anual complementario en tres días.

Asimismo, informó a los legisladores que solicitaron más información, que la Contaduría General todos los fin de mes envía un DVD con la ejecución presupuestaria que realizó en el mes.